Isla de Arvoredo

La Isla de Arvoredo está localizada a 18 km de Florianópolis. Los puntos de buceo en Arvoredo se diferencian en sus características, que pueden variar de acuerdo con la formación del fondo, profundidades mínimas y máximas, especies encontradas, corrientes o características específicas que proporcionan un buceo menos convencional como naufragios, grutas, etc. La continuación se detallan las informaciones pertinentes a los Puntos de Buceo que comienzan al sudeste de la Isla de Arvoredo y siguen hasta el último punto de buceo al noroeste de la isla. También proporcionamos un mapa con los puntos de buceo destacados para mejor entendimiento.

Punta del Faro
Se sitúa en el extremo sudeste de la isla y es el más profundo de los puntos de buceo de Arvoredo, llegando a los 33 m. Por estar en la punta de la isla de Arvoredo, en una parte poco resguardada, es el punto de buceo que más sufre con la interferencia de las corrientes. Es uno de los puntos de buceo que más favorecen los check out del curso de especialidad PADI Deep Diver, la práctica del buceo de aventura profunda del curso PADI Advanced Open Water y también buceos de turismo. Son avistados con más frecuencia cardúmenes de pasaje como jureles grandes y pequeños, paguatas y anchoas. Su fondo está compuesto de rocas dando albergue a morenas, langostas pulpos, cangrejos, entre muchos otros.

Saco do Vidal
Este es, en opinión de gran parte de nuestro equipo, el más completo de los puntos de buceo de Arvoredo, llegando a los 30 m. Posee una variada formación de piedras, pequeñas y grades peñascos. En la parte más llana, dentro de la bahía, hay una parte extensa que llega a apenas 2 m de profundidad. Es raro no avistar grupos de tortugas alimentándose de algas. Es un lugar especial para llevar a iniciantes que están practicando buceo de bautismo o snorkelling. Es el punto más usado para los buceos profundos, para los check out del curso de especialidad PADI Deep Diver, la práctica del buceo de aventura profundo y multinivel dentro del curso PADI Advanced Open Water, check out del curso de especialidad PADI Multinivel o simplemente buceos de turismo. A los 5 m de profundidad se encuentra una de las más bellas grutas encontradas en la isla. Aunque tiene entrada y salida, se recomienda o atravesarla por ser razonablemente estrecha, más allá de tener techo. En ella se concentran cardúmenes de pequeños peces.

Saco do Farol
Es la bahía donde está instalada la base marina, responsable por el faro de la isla. Aunque halla partes que pueden llegar a más de 20 m de profundidad, el perfil más común de los buceos varía entre 8 y 15 m. Con un fondo compuesto de piedras, es común avistar tortugas, morenas, garopas, abadejos, entre muchos otros.

Baía do Engenho
La Bahía do Engenho, al lado del Saco do Vidal, es uno de los puntos de buceo más versátiles de la isla Su fondo se divide en piedras o arena, creando una interface (donde termina la piedra y comienza la arena), siendo la mejor referencia natural dentro del buceo. El buceo en dirección al noroeste tiene una gruta, con su entrada a los 6 m de profundidad. Como la gruta del Saco do Vidal, hay partes más estrechas, con techo, y valen las mismas recomendaciones de seguridad. En la parte interna de la gruta hay siempre cardúmenes de salemas, frades, róbalos, entre otros. Siguiendo al sudeste, por la interface, el buceo llega a los 25 m de profundidad. Normalmente, a partir de los 10 m de la interface para las piedras hay cardúmenes inmensos de salemas y sargentos. Con ojos más atentos hay posibilidad de avistar caballos marinos, nudibranquios y peces trompeta. De la interface para la arena son vistas, con cierta frecuencia, rayas prego y mariposa y, más raramente, rayas chita. Siguiendo más para el fondo se encuentran las grandes garopas y abadejos. Siguiendo al sudeste, pero cortando la interface, hay una gran parcela de entre 4 a 6 m. Hay siempre tortugas comiendo en grupo, también morenas, falsas morenas, peses cofre, falso volador, peces trompeta, entre otros.

Baía das Tartarugas
Punto con una composición de fondo bien definida, con una interface dividiendo las piedras de la arena. Hay una bahía mas llana entre 3 y 5 m, donde hay una concentración de piedras menores, tornándose albergue para pequeños peces como castañuelas, maria da toca, pequeños cangrejos, camarones, nudibranquios, entre otros. Atravesando la interface, en sentido de la arena, entre los 8 y 10 m, hay piedras medianas, donde las tortugas aprovechan las paredes inclinadas para apoyarse y descansar Es uno de los destinos preferidos para check out de varios cursos como: Open Water,Navegaçión, Búsqueda y Recuperación, Flotabilidad, AWARE Fish- Id, Avanzado, entre otros.

Saco do Batismo
Lo que llama más la atención de este punto es, sin dudas, sus inmensas piedras que forman pasajes entre ellas, como pequeñas grutas. Con profundidad máxima de 8 m, es un punto más explotado para bautismos, por tratarse de un buceo muy resguardado y tranquilo, con poca variación de profundidad. Usado también para check outs de diversos cursos por tener tran parte de su área cubierta con arena. Es en la arena que aparecen con frecuencia rayas y lenguados como también salmonetes.

Saco do Capim
Lleva este nombre debido a la composición de su vegetación característica, el capim, una especie de hierba. Es, ciertamente, el punto de buceo más frecuentado por los buceadores. Con profundidades que llegan a los 15 m, esta bahía tiene formato de herradura y en su parte más llana se concentra una población de tortugas verdes. Hay restos de un naufragio de una embarcación de madera esparcidos por el fondo de la bahía. La embarcación que naufragó se llamaba Granada y algunas personas dan ese nombre al punto de buceo también. Básicamente formada por piedras medianas y pequeñas y co muchas redes de pesca en el fondo, es común ver caballos marinos agarrados a las redes para fijarse y esconderse de predadores. Más al fondo, frecuentemente son avistados peces cofre, peces trompetas y falsos voladores.